20/7/09

Piloto a los 81 años

Todo Estados Unidos anda estos días boquiabierto con una noticia alucinante. Un hombre de 81 años ha logrado clasificarse para la prueba de la NASCAR que tendrá lugar en Portland y gracias a ello se convertirá, de largo, en el piloto más longevo en tomar parte en tan prestigiosa competición de carreras.

Se trata de Hershel McGriff, un hombre de sobra conocido en Estados Unidos por su currículum como conductor. Comenzó a pilotar en la NASCAR en 1950, aunque ya llevaba conduciendo coches de carreras desde 1945, con sólo 17 años. Desde entonces escribió una exitosa carrera tanto en la NASCAR Cup como en las West Series. Tanto que ha sido nombrado como uno de los 50 mejores pilotos de la historia de la NASCAR e incluido en el Salón de la Fama de Motorsport.

Participó en su última prueba de la NASCAR en 1993. Aunque siguió pilotando. Se retiró en dos ocasiones, la última en 2002. Pero su pasión por los coches es tal que ha decido regresar. Con 81 años, ha vuelto a ponerse a más de 300 kilómetros por hora y se ha ganado, en las pruebas de calificación, uno de los 26 puestos disponibles para la carrera de la NASCAR de Portland, donde ya ganó en 1986. Llevar siete años sin competir no ha sido problema alguno.

Cuando le preguntan qué le ha llevado a ponerse a los mandos de uno de esos bólidos a los 81 años, simplemente contesta: "¿Por qué no?". Gracias a ese descaro y a su arte como piloto, se convertirá en el piloto más longevo en tomar parte en una competición, la NASCAR, que no está hecha precisamente para cardiacos. Quién le iba a decir hace 64 años, cuando corrió por primera vez en el circuito de Portland, que a los ochenta iba a estar de nuevo en él dando guerra.

Más noticias de Motor:

1 comentario:

  1. Tiene que tener muchas ganas para competir en la Nascar a su edad, a ver como le va esta vez.

    Saludos!

    ResponderEliminar